jueves, 19 de abril de 2012

 Más solo



Esta habitación es un grano de arena
Cuando el Sol en mi cara
Y la cama, el espejo y el techo
Dividen el alma
Aparte de la carne y los huesos que pide mi madre
En carnicerías abandonadas,
Allá juegan los niños valientes
Que vieron a dos mujeres morderse chillonas
Rosado impaciente,
impenetrable sonido y el cine duro entre monedas
caen sus mascaras como piedras a pájaros,
serían hombres, edificios, taxi, padres y papeles.



hora coágulo en mi cuello
que se me ve a minutos, jalan hilos en mi garganta
Estomago de besos esparcido en las sábanas

El cigarrillo curaba lamiendo.

La risa está alrededor de la lengua
            Pezón egipcio
oído cantando dentro de un ojo



Yo era el cine
La cabeza
Y el sexo.

Yo seré como mis hijos imaginarios.



Hoy, en la ventana de mi habitación
Más solo salto la cuerda
entre
pupitres espumeantes,
mediodías con escaleras
bañado de alumnos.

Ellas miran
Y el Sol,
Juego de tres,
La cama, el espejo y el techo.